89. Paciencia

Hoy hablemos de esta virtud que bien sabemos todo lo alcanza, la paciencia. Es la virtud de aceptar que todo tiene un tiempo.

En episodios anteriores he citado autoaceptación, amor incondicional, autocompasión, determinación, incluso resiliencia y me he referido a ellos como pieza clave en nuestro proceso del logro del peso ideal de manera definitiva. El mismo caso es el de la paciencia. No hay manera de lograr cambios mucho menos definitivos si no hay paciencia

Sé que esto no es algo que nuevo, pero si se que es un muy  buen recordatorio.

En este episodio te comparto 3 tips que nos pueden ayudar a generarla.

Sucede que cuando nos proponemos una meta,  nos disponemos a hacer cambios es lógico saber que necesitamos paciencia. Hasta nos emociona pensar en generarla. Pero cuando avanzamos en el proceso y no sucede todo exactamente como nosotras quisiéramos, o en el tiempo que quisiéramos, se nos olvida la paciencia.

Ser paciente es saber esperar. Esperar una y otra y otra vez, creer una y otra vez, intentar una y otra vez. Esto no es siempre cómodo, ni atractivo. Nos atrae mucho más lo rápido. La prisa constantemente nos está acompañando.

Ante la prisa, paciencia.

La paciencia es algo que en ciertos momentos seguro has invocado, has practicado o hasta has recomendado. ¿Qué tal con nuestros hijos? Practicamos la paciencia, y les enseñamos a ser pacientes. La paciencia todo lo alcanza, hay una canción que se llama “Solo Dios basta” de Jesed y dice esto precisamente. Lo cierto es que sabemos de la paciencia, la conocemos.

Volviendo a la meta de lograr el peso ideal o adoptar un estilo de vida más saludable, no hay secretos.

Para lograrlo ¿Qué hay que hacer? ¿Una dieta y listo? Sabemos que no.

Es, hacer cambios definitivos. Lo cual evidentemente suena a que esto requiere, si o si, paciencia.

Te comparto tres tips para practicar la paciencia en este proceso.

Tip 1

Visualiza lo que quieres lograr, teniendo claro que los cambios no se dan de la noche a la mañana.

Haz este ejercicio de visualizarte,  te recomiendo hacerlo todos los días. Visualizándote con esa meta lograda, en  ese visualizar ponle detalle a tu vida en esa versión tuya.  Esto es familiarizarte contigo misma con tu meta lograda, es tener claro que si lo puedes lograr.

En cambio, si nos proponemos hacer un cambio, sin visualizar, sin permitirnos creer que podemos lograrlo aunque sea a largo plazo, ante la primera falla, nos frustramos y nos rendimos.

Por ejemplo. Sé que si  todas las tardes me la paso snackeando y al preparar la cena, estoy probando y probando no voy a lograr mi meta del peso nunca. En mi ejercicio de visualizarme con mi meta lograda, visualizo también qué hacer en esos momentos. Planeo  quizá tomar un un te, leer un libro, conversar con alguien o caminar en lugar de snackear. Me puedo visualizar también preparando las cenas con música, o con un audiolibro, o con el podcast de Puedes Hacerlo como recordatorio  y apoyo de que puedo cocinar sin estar picando. Me visualizo cenando y disfrutando lo que me preparo.

El beneficio de tener esa practica de visualizarme todos los días es que, vamos practicando lo que vamos planeando.  Y si un día fallamos, volvemos a visualizar teniendo claro que los cambios no se dan de la noche a la mañana. Automáticamente, viene la paciencia.

Tip numero 2

Es normal enojarse o frustrarse. Pregúntate 3 veces por qué.

¿Por qué tres veces? Porque si le escarbamos,  vamos a darnos cuenta de la verdadera causa de esa frustración. Luego entonces descubrimos la necesidad de generar paciencia.

Por ejemplo.

“Me desespera que no bajar rápido”

¿Por qué?

“Porque no me parece justo”.

¿Por qué?

“Porque quiero bajar más rápido”

¿Por qué?

“Porque yo veo que mi comadre como más que yo, no se limita y está bien flaca”.

En este ejercicio descubro mi prisa, mi comparación sin sentido, ante lo cual descubrimos nuevamente la necesidad de generar paciencia. Podemos generarla desde un simple repetirme “hoy elijo ser paciente

 

Tip 3

Lleva un diario de alimentos. Escribe lo que comes, cómo te vas sintiendo y escribe también frases que te ayuden a generar paciencia.

En general el llevar un diario nos ayuda a ser mas conscientes de lo que nos hace bien, de lo que nos conviene, de nuestras victorias, nos ayuda a conocernos.  Escribir frases que nos ayuden a generar paciencia nos lleva también a ir afinando esas conversaciones que vamos teniendo con nosotras mismas,

Te dejo aquí estos tips esperando te animes a probar uno o los tres.

Y como tip extra te recomiendo escuchar la canción “Paciencia” de Noel Schajris es una canción preciosa y le habla a la paciencia. Personalmente disfruto mucho escucharla, me conecta conmigo y me motiva a generar más y más paciencia.

“Hoy elijo ser paciente” es el pensamiento que hoy te ofrezco probar y practicar.

Esto como todo lo que compartimos en Puedes Hacerlo, es una invitación a probar y comprobar como es que cambiando nuestra manera de pensar, puede cambiar nuestra manera de vivir.

Gracias por ser parte de nuestro movimiento.

Deseo que tengas una semana espectacular.

Con cariño

Tu coach.

Mónica Sosa

Te invito a ver la clase gratis Adios a Comer por Ansiedad

da click en la imagen para registrarte👇🏼

* El Podcast Puedes Hacerlo también puedes escucharlo en: Apple PodcastsSpotifyYouTube,  y muchas otras plataformas de podcasts. Disfrútalo y suscríbete.

Close

 

Dame por favor tus datos para poder compartir contigo cada semana estas herramientas que sé que funcionan. 

* Si no recibes inmediatamente un correo de confirmación, busca por favor en el fólder de spam